Todo cuanto encontréis aquí escrito - salvo lo especificado - son retazos de mi caótica mente, fragmentos de vidas pasadas, de mi presente, o del presente de algún alma errante imaginado.

Así mismo, las imágenes que son publicadas junto a los textos, también son de mi cosecha, excepto algunas al comienzo del blog. Suelo dejar una pequeña referencia debajo de las mismas.

Por favor, no toméis nada prestado sin avisar. Gracias. Puedes contactar conmigo a través del correo electrónico: nodisparenalapianista@gmail.com

Un saludo, y ¡gracias por vuestra visita y comentarios!



Arpegios

miércoles, 23 de mayo de 2018

Ganas

Sentía el deseo ardiendo bajo su piel. Sentía la sed de sus besos agrietándole los labios. Sentía el ansia de volver entre sus abrazos devorándole desde el interior. Sentía el cosquilleo en el estómago, la sonrisa desprevenida, la mirada perdida en recuerdos, echando de menos aquello que nunca ha tenido, como un juego descabellado de la vida, como un castigo cruel del destino: condenado a alimentarse tan sólo de anhelos y distancia.

3 comentarios:

Ale dijo...

Creo que pasamos más tiempo anhelando cosas que no tenemos que las que sí, pero es que así somos. No sé si sucede por falta de motivos para echar unas risas en el presente, o por esa sensación contradictoria de sentir melancolía y nostalgia para sentirnos vivos. Para sentir.

De la forma que sea, lo hacemos de una manera u otra y siempre defenderé que prefiero eso a quien no quiera ser afectado por nada de lo que pase a su alrededor. Siempre sentir está bien, sólo tenemos que tener cuidado con los extremos.

Así que adelante con esas ganas :)

Katrina dijo...

Me encantan las cosquillas que provoca el anhelo... mientras más larga es la espera más felices son los encuentros-

Hanna dijo...

Todas esas ganas están desbordadas de ilusión , un grito de deseos !!! Beso