Todo cuanto encontréis aquí escrito - salvo lo especificado - son retazos de mi caótica mente, fragmentos de vidas pasadas, de mi presente, o del presente de algún alma errante imaginado.

Así mismo, las imágenes que son publicadas junto a los textos, también son de mi cosecha, excepto algunas al comienzo del blog. Suelo dejar una pequeña referencia debajo de las mismas.

Por favor, no toméis nada prestado sin avisar. Gracias. Puedes contactar conmigo a través del correo electrónico: nodisparenalapianista@gmail.com

Un saludo, y ¡gracias por vuestra visita y comentarios!



Arpegios

viernes, 9 de octubre de 2015

El recuerdo de lo que un día fue

Le pesan sobre los hombros más de cuatro meses de apatía, ansiedad, monstruos, inseguridades y desgana. La palabra que se repite una y otra vez dentro de su soledad es la desidia. Camina por la cuerda floja y siente que está a nada de dejar de luchar y hundirse definitivamente en el hastío. Desata su ira contra los que están a su alrededor, cuando a quien debería empujar y agarrar con todas sus fuerzas es al recuerdo de lo que un día fue, para traerlo de vuelta a la superficie. 

No tiene muy claro cómo ha de salvarse, pues siempre había tratado de hacerlo primero con el resto del mundo. ¿Y si no podía? ¿Y si ella misma ni siquiera quería ser rescatada? 

No podía creer que después de tan largo camino decidiese rendirse. Se miró al espejo una vez más, asomándose a sus ojeras, a sus mejillas enrojecidas por las lágrimas saladas, a su pálida piel, a su despeinada melena, a aquellas marcas en sus brazos y piernas, a su dolor y a su rabia. Recordó aquella frase: "Todos necesitamos que alguien crea en nosotros". Y sin a penas pestañear, se espetó: 

YO CREO EN TI. 

5 comentarios:

María Perlada dijo...

Cuando alguien cree en ti es porque has demostrado ser una persona de confianza.

Me gustó mucho tu texto.

Un bezo dulce de seda.

Alba Plaza dijo...

Me encanta, sin palabras.
Por cierto podrías echar un vistazo a mi blog? volarbajoilusiones.blogspot.com
Un abrazo enorme:)

Deletrea dijo...

Me ha gustado mucho tu texto.
Saludos.

M dijo...

Todos necesitamos que alguien crea en nosotros. Muy cierto.
Me gusta tu blog, me pasaré a menudo ;)
Un saludo

Mariola González dijo...

Yo también creo en ti, y en lo que escribes, cuando me haces pensar
gran entrada, sigue escribiendo así
un beso

www.humanfilters.blogspot.com