Todo cuanto encontréis aquí escrito - salvo lo especificado - son retazos de mi caótica mente, fragmentos de vidas pasadas, de mi presente, o del presente de algún alma errante imaginado.

Así mismo, las imágenes que son publicadas junto a los textos, también son de mi cosecha, excepto algunas al comienzo del blog. Suelo dejar una pequeña referencia debajo de las mismas.

Por favor, no toméis nada prestado sin avisar. Gracias. Puedes contactar conmigo a través del correo electrónico: nodisparenalapianista@gmail.com

Un saludo, y ¡gracias por vuestra visita y comentarios!



Arpegios

viernes, 31 de octubre de 2014

Tiritando

("Tiritas" - Fotografía realizada por LLG)
Guardo en mi pecho
cada uno de los cristales
que han estallado en campos de batalla.
Sentimientos abiertos de par en par, 
donde el dolor es tan agudo,
que romperse y volver a pegar los trozos, 
es la única forma de salvarse. 

De salvarnos. 

9 comentarios:

Burn (Pato) dijo...

Volver a tu blog es siempre una maravilla. Yo también tengo en el pecho unos tropecientos cristales que, para qué mentirnos, a veces arañan lo suficiente como para hacerme sangrar. Pero, ¿quién seríamos si no nos los pegáramos de nuevo para seguir adelante? Desde luego, no nosotros mismos.

Grande, Elendilae, muy grande
Un beso,
María

Lolita dijo...

Me encanta tu blog. cada vez que paso por él lo tengo más claro, los textos, las preciosas fotografías. Hermoso.
Un besazo <3

La vida Bohemia dijo...

Creo que romperse es la única forma de entender que nada es perfecto y que nadie se salva de un sentimiento llamado "amor".
Para mí romperme, es la forma de comprender que para ser una misma, necesito un dos.
Una mano que me entregue ese pedazo roto que me falta.
Al fin y al cabo, somos seres incompletos.

Si tiritas, que nunca sea por falta de un abrazo.

Un abrazo virtual.

Maibaik dijo...

Me ha encantado el collar jiji ^^

MâKtü[b] dijo...

Cristales... siempre tan presentes.... cristales rotos...

Reconozco que yo también me fijé en el collar xD Yo tenía uno igual! ^^

Un besico!

Pececillo Carrousel dijo...

La sangre de la herida me ha salpicado a mí también. ¿Tú crees que de verdad el pegamento funciona en estos casos? Tiene que ser al menos, super glue porque de otro modo... las heridas te devorarían.
Precioso :)


Miss Carrousel

Elendilae dijo...

Hecho a mano, que en tienda están muy caros :P

María dijo...

Me encanta tu blog que acabo de descubrir desde el blog de Gloria.

El dolor se queda roto en mil pedacitos y ahí queda en el alma de tu corazón.

Me quedo viendo más entradas.

Un beso.

Cé. dijo...

Nunca nada queda igual cuando se vuelve a pegar, per quién dice que no puede quedar mejor.