Todo cuanto encontréis aquí escrito - salvo lo especificado - son retazos de mi caótica mente, fragmentos de vidas pasadas, de mi presente, o del presente de algún alma errante imaginado.

Así mismo, las imágenes que son publicadas junto a los textos, también son de mi cosecha, excepto algunas al comienzo del blog. Suelo dejar una pequeña referencia debajo de las mismas.

Por favor, no toméis nada prestado sin avisar. Gracias. Puedes contactar conmigo a través del correo electrónico: nodisparenalapianista@gmail.com

Un saludo, y ¡gracias por vuestra visita y comentarios!



Arpegios

miércoles, 1 de octubre de 2014

Alter ego

Hoy he recordado a aquella amiga que se hacía llamar Octubre. Era una chica muy segura de sí misma, atrevida, coqueta, seductora e independiente. No le importaba no caer bien a la gente y no temía a las consecuencias de sus palabras. Caminaba siempre con la barbilla levantada y la mirada al frente. Casi podía sentir la rabia corriendo por sus venas, muy explosiva y pasional. Le encantaba seducir, jugar, huir y ser atrapada. Era irónica y sarcástica y le encantaba reírse a carcajadas y llevar la contraria. Sabía vivir el presente sin preocuparse del pasado. Se consideraba a sí misma la chica de acero, orgullosa, pero a la vez cercana y extravertida. 

Solo tenía un defecto... 

no existía, 
y por más que quisiese alcanzarla, 
nunca lograría ser como ella... 

10 comentarios:

Sylvia dijo...

Muy buen relato! Me has hecho sonreír. Qué envidiosa, pensaba yo, total, somos lo que somos y podemos cambiar ciertas cosas, pero "el otro" es inalcanzable...¡cómo tu protagonista!
Producto de la imaginación o del deseo, eso no lo sé.
Felicitaciones!

Martina Romá dijo...

¡Es tan complicado ser la chica que describes!
Me encanta el título. Todos tenemos un Alter Ego, tras el que nos escondemos.
Cuanto se parezca a nosotros dependerá, de muchos factores, pero siempre existe algo, alguna parte, que se nos parece...

Un beso muy fuerte, y ¡he vuelto por aquí!
Para quedarme :)

Bluemīnda dijo...

Mi alter ego me hace sentir bien, todos deberíamos tener uno.

Un abrazo!

Una simple yo dijo...

Seguridad, eso es lo que hace falta para alcanzarala. QUe cada paso que des lo des con fuerza, con seguiridad, no con miedo.
Me ha gustado tu relato, pero creo que en el fondo ella puede existir, besito :)

Ana Belén dijo...

Me ha gustado mucho el texto, yo también bautizo con nombres de meses a los alter egos de las personas que me imporatan. Me sentí identificada.
Un besazo <3

Abril dijo...

Genial! me gustó toda la descripcion, me encantó el nombre. Estaría bueno a veces, poder atrapar ese alter ego que tanto nos gusta.

Leire De la Riba dijo...

Siempre nos gustó ser alguien diferente en algún momento, yo también querría ser esa ;)

Cé. dijo...

Octubre.
La gente inalcanzable.. ay.

Pececillo Carrousel dijo...

Aunque no seas Octubre, eres el resto de meses, el resto de estaciones, el resto de alegrías. Sin máscaras, sin pretensiones. Eres tú, perfecta.

Miss Carrousel

Pececillo Carrousel dijo...

Y tal vez, aunque no lo sepas, Octubre quiera ser como tú.