Todo cuanto encontréis aquí escrito - salvo lo especificado - son retazos de mi caótica mente, fragmentos de vidas pasadas, de mi presente, o del presente de algún alma errante imaginado.

Así mismo, las imágenes que son publicadas junto a los textos, también son de mi cosecha, excepto algunas al comienzo del blog. Suelo dejar una pequeña referencia debajo de las mismas.

Por favor, no toméis nada prestado sin avisar. Gracias. Puedes contactar conmigo a través del correo electrónico: nodisparenalapianista@gmail.com

Un saludo, y ¡gracias por vuestra visita y comentarios!



Arpegios

martes, 18 de enero de 2011

Best Wishes


Y cuando piensas que puedes estar tranquilo, que puedes relajarte y disfrutar, entonces, justo entonces, ocurre algo totalmente inesperado que hace que esa magnífica sonrisa que habías conseguido arrancar del tirón, se esfume por donde había venido, y ese camino que esperabas llano, se llene de piedras, barro y viento.

Qué injusta puede llegar a ser la vida a veces, y por cuántos senderos podemos llegar a perdernos, o perder a gente que queremos; porque deciden cambiar de rumbo, porque no tienen otro remedio y la vida les ha puesto de patitas en la calle, o porque decides que no deben continuar a tu lado porque te hacen mas mal que bien...


Y en este caso, con éste cambio de sentido, con éste giro inesperado, no queda otro remedio que aceptar con resignación, no perder la esperanza y pensar que los cambios de aires serán propicios...

Desde aquí, vayas a donde vayas, estés dónde estés, ésta pequeña pianista te desea lo mejor, por todo lo que nos has enseñado, por mover el mundo, igual no todo, pero sí el nuestro, por tu fuerza y vitalidad, por cruzar dos corazones que tenían miedo a querer-se (ya tu sabes), por esas ganas de llegar hasta el fin del mundo y aguantar "lo que te echen"... y te guarda en un trocito de su corazón.

Con mucho cariño.

2 comentarios:

tinta negra dijo...

siempre en medio de la felicidad habra dolor pero hay que soportarlo y aplacarlo!°



Saludos!°

Ove I. Moore dijo...

Vaya..espero que la perdida de la que hablas se vea fraguada como un enorme y precioso recuerdo de esos que hacen llorar cuando vuelven, una y otra vez.

Y gracias de nuevo, aunque nunca me canse de decírtelo, por tus refrescantes comentarios. Llega un momento en el que, cuando termino la entrada, pienso en qué te gustará más. Y hacerté con la ultima, no te quepa duda ;)

Un abrazote!