Todo cuanto encontréis aquí escrito - salvo lo especificado - son retazos de mi caótica mente, fragmentos de vidas pasadas, de mi presente, o del presente de algún alma errante imaginado.

Así mismo, las imágenes que son publicadas junto a los textos, también son de mi cosecha, excepto algunas al comienzo del blog. Suelo dejar una pequeña referencia debajo de las mismas.

Por favor, no toméis nada prestado sin avisar. Gracias. Puedes contactar conmigo a través del correo electrónico: nodisparenalapianista@gmail.com

Un saludo, y ¡gracias por vuestra visita y comentarios!



Arpegios

lunes, 2 de noviembre de 2009

Sky


Hipnotizada por su majestuosidad, el cielo se extendía ante mis ojos, de nuevo, como tantas veces anteriores que me había quedado mirándolo fijamente.

Ayer, desde la ventanilla del coche, dirigiéndonos hacia el ocaso, pude cerciorarme de que tenía razón, el cielo es mucho mas extenso aquí donde los edificios no cubren la mayoría de la superficie terrestre.

Atardecía. Aprecio el echo de solo poder ver una pequeña franja lumínica y no todo el expectro de ondas, ya que así el cielo, a nuestros ojos, es de color azul. El sol se ocultaba tras las montañas, dándole a la bóveda matices dorados y anaranjados, de una calidez sublime. Pequeñas nubecillas de algodón dulce se dejaban caer aquí o allá, muy desperdigadas, con el contorno ligeramente iluminado, ligeras...

La luna nos acompañaba también. Ahora llena, grande y luminosa, como un faro, guiándonos entre el paisaje.

En ese momento me pregunté si estarías viéndola también, viendo aquel paisaje tan espectacular, y deseé con todas mis fuerzas que de alguna u otra forma pudiésemos hacerlo algún día juntos. Hipnotizarnos con la fuerza de la Naturaleza, con la luna, entre amaneceres y atardeceres, mirando al cielo.



(Fotografía: Pablo Camblor)

1 comentario:

fabián morales dijo...

Se podría decir bastante del cielo. Lo dejo en tus manos...